jueves, febrero 23, 2006

Solidaridad unidireccional

No hace mucho Milton Friedman hablaba de lo difícil que resulta la defensa del libre mercado. Es más sencillo señalar las contradicciones de los enemigos del liberalismo, como cuando se apropian de la bandera de la solidaridad mientras defienden políticas proteccionistas.

En el momento de la ampliación de la UE la mayoría de paises de la progresista EU-15 impusieron "restricciones transicionales" a la entrada de trabajadores procedentes de los nuevos miembros. Según un informe de la Comisión Europea sobre el libre movimiento de trabajadores, no se han detectado efectos perniciosos, los países que no han puesto trabas a la inmigración de trabajadores (Gran Bretaña, Irlanda y Suecia) se encuentran entre los que más han crecido, y sus cifras de desempleo han mejorado.

Sin embargo los liberticidas no descansan. No habiendo escarmentado tras la polémica de las importaciones de productos textiles chinos, ahora quieren subir los aranceles del calzado chino y vietnamita nada más y nada menos que un 20%. Un derroche de generosidad, vamos.

En fin, que la solidaridad está muy bien siempre que sea uno el que se beneficie.

1 Comentarios:

Anonymous Anónimo said...

Me ha venido muy bien tu informacion.Gracias

1:46 a. m.  

Publicar un comentario

<< Home